Oraciones para cada hora, San Juan Crisóstomo.

sábado, septiembre 28, 2013 Posted by JDavidM



Para cada una de las horas de la noche

Señor, no me prives de Tus dones celestiales.
Señor, líbrame de los tormentos eternos.
Señor, si he pecado con mi mente, con mis pensamientos, con mis palabras o mis actos, perdóname.
Señor, líbrame de toda ignorancia y olvido, de toda dejadez y de la insensatez más dura.
Señor, líbrame de toda tentación.
Señor, ilumina mi corazón que se ha oscurecido de malos deseos.
Señor, como hombre que soy he fallado, pero Tú, como Dios benevolente, ten piedad de mí, viendo las debilidades de mi alma.
Señor, envía Tu misericordia en mi ayuda, para glorificar Tu nombre.
Señor Jesucristo, escribe mi nombre, que soy Tu siervo, en el Libro de la Vida y dale un buen fin a mi vida.
Señor y Dios mío, aunque no he hecho nada bueno ante Ti, ayúdame con Tu gracia, a empezar a hacer todo bien.
Señor, cubre mi corazón con el rocío de Tu amor.
Señor de los cielos y de la tierra, acuérdate de mí, pecador, vergonzoso e impuro siervo Tuyo, en Tu reino.
Amén.

Para cada una de las horas del día

Señor, recíbeme en mi arrepentimiento.
Señor, no me abandones.
Señor, no me dejes caer en tentación.
Señor, dame buenos pensamientos.
Señor, dame lágrimas y ayúdame a ser humilde y a tener siempre presente que mi vida terminará algún día.
Señor, házme capaz de confesar todos mis pecados.
Señor, dame simpleza, pureza y obediencia.
Señor, dame paciencia, voluntad férrea y blandeza..
Señor, siembra en mí la semilla de la bondad y el temor hacia Ti en mi corazón.
Señor, házme merecedor de amarte con toda mi alma y con toda mi mente y hacer ante todo Tu voluntad.
Señor, protégeme de provocadores, de los demonios, de pasiones corporales y de todo aquello que no conduce a Ti.
Señor, sé que actúas como quieres, así, que se haga en mí, pecador, Tu voluntad, porque bendito eres por los siglos de los siglos,
Amén.

Fotos: orthodoxwayoflife

2 comentarios:

Pulpito Pulpo dijo...

Muy humilde y llena de mansedumbre, como a mi me gustan! Las oraciones ortodoxas, están llenas de respeto, reverencia, confianza, y humildad. Gracias por publicar.

José Abraham Poveda dijo...

Hermosas oraciones que salen del alma, de alguien que reconoce que Dios es nuestro padre, grito de auxilio y esperanza, de saber que sólo somos polvo y ceniza que no tenemos ni somos nada sino tenemos a Dios en nuestras vidas. Gracias por publicarlas. La Paz de Cristo Resucitado sea con Ustedes hermanos.

Publicar un comentario